Mujer Arquitecta

EL RECONOCIMIENTO, EL PRIMER PASO

@mujerarquitecta    www.mujerarquitecta.org            @mujerarquitecta

Texto: Soledad Larraín

El 2018 se catalogó como el año de la mujer. El feminismo se subió al estrado y movimientos cómo #NiUnaMenos y #MeToo llegaron a las portadas de todos los medios de comunicación. Un año incómodo, para algunos, donde la pregunta constante fue: ¿Y qué pasa con las mujeres? Frente un escenario violento, discriminatorio y en un estado de negación profundo, perpetuado por el estado de las cosas y el orden expuesto del patriarcado, millones de mujeres y hombres se levantaron para luchar por sociedades más justas y equilibradas, rompiendo estereotipos y roles añejos.

 

El reconocimiento a tantas mujeres que fueron olvidadas y borradas de la historia, a pesar de sus tremendas contribuciones, como la Sargenta Candelaria Pérez, Eloísa Díaz Insunza, Monserrat Palmer Trías y Dora Riedel Seinecke, entre tantas otras, fue una de las tantas manifestaciones de este cambio.

 

El Colegio de Arquitectos de Chile, impulsado por la organización Mujer ArquitectA, incluyó, entre los premios con los cuales destacan el desempeño de sus miembros dentro de la profesión, dos nuevos galardones que, por primera vez en su historia, rinden homenaje a dos arquitectas: el Premio Dora Riedel, primera arquitecta titulada en Chile, y el Premio Eliana Caraball, primera presidenta del gremio. Un tremendo avance qué, sumado a la iniciativa #PostulaUnaArquitectA, que impulsó la postulación de arquitectas a cada uno de los premios que entrega el Colegio, logró que, de un año a otro, la postulación de referentes femeninos pasara de un 0% a un 68%. Esto, a su vez, hizo que el 64% de los premios entregados recayesen en arquitectas, dando vuelta una devastadora tendencia en los premios gremiales, que representan el reconocimiento entre pares, y allanando el camino para las futuras generaciones.

 

Hoy los estudiantes identifican el éxito de manera distinta, lo ven como un equilibrio entre el desarrollo personal y el profesional, reforzando una visión más holística de la disciplina. Una definición más cercana a las trayectorias de cientos de arquitectas, no reconocidas formalmente, pero que fueron de gran aporte al desarrollo arquitectónico, desde la complementariedad, en vez de la competencia.

 

De acuerdo a la investigación “Architecture: A ‘rewarding’ career” de Valerie Caven y Marie Diop las mujeres en arquitectura relacionan el éxito y, se enfocan más, en el placer del trabajo compartido, las conexiones sociales y en poder contribuir con el entorno, viendo además el altruismo como una recompensa. Por lo mismo, para reforzar el cambio de perspectiva, es necesario complementar los personajes de una obra, hasta ahora, en su mayoría, “all male” o masculinos.

 

Dimos inicio a un año y aún se siguen escuchando comentarios como ¿Aún siguen? ¿Acaso no van a parar? La respuesta es no, la inercia se rompió y los cambios vienen de la mano de una nueva lectura de la sociedad, donde la justicia, la equidad y la inclusión pasaron a ser valores primarios y la definición del nuevo éxito.

 

Ganadoras de los Premios del Colegio de Arquitectas de Chile (2018)

Beatriz Buccicardi, Pilar Barba, Verónica Arcos, Claudia Silva, Maria Magdalena Gutierrez, Paulina Villalobos, Cazú Zegers, Tania Gebauer y Claudia Garcia Lima.

Comparte

PUBLICIDAD    INFO@REVISTAZOTEA.COM

Azotea está protegida por la ley de propiedad intelectual que prohíbe la reproducción total  o parcial de sus artículos sin la autorización de sus editores. Las opiniones vertidas en esta edición son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan, necesariamente, el pensamiento de Revista Azotea.

2018 | INSTUDIO